Línea Actual | Navidad
9136
post-template-default,single,single-post,postid-9136,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,columns-4,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Navidad

Navidad

Se acerca la Navidad, la época de decoración por excelencia en la que nos encanta decorar nuestra casa con guirnaldas y luces para demostrar el espíritu de fiesta y abrigo típicos de estas fechas.

Sin embargo, cada casa es un mundo, cada habitación es diferente y existen muchísimos adornos de los que podemos servirnos para hacer que nuestro hogar luzca navideño a la vez que elegante y glamuroso.

 

Hoy os daremos algunos consejos sobre cómo decorar vuestros salones según el tipo de muebles que tengáis. El salón es el lugar dónde recibimos a los invitados, dónde pasamos más tiempo en familia y, en la mayoría de los casos, la pieza más grande de la casa; el lugar perfecto para colocar vuestro árbol de Navidad.

 

Si los muebles son blancos o de madera clara, el dorado es un color que combina muy bien, da un toque de distinción sin ser demasiado llamativo. Un clásico. Además, hay infinidad de posibilidades en este color, desde guirnaldas, velas, cestas o espumillón para los más tradicionales.

Si por el contrario los muebles son negros, el abanico de posibilidades es muy amplio, pues con el negro todo queda bien. Puedes elegir colores más clásicos como el dorado o el plateado, o arriesgarte más con otros como el rosa o el morado. El blanco también contrasta muy bien, y puede servir como fondo o base para todo tipo de adornos, como velas, piñas o cintas, en estos otros colores.

 

El gris es un punto intermedio. Una opción muy atractiva es el azul y plateado, los colores de la nieve. Ambos combinan muy bien con el oscuro: el plateado luce similar al gris y el azul rompe con un fuerte contraste de color. Una combinación muy bonita. Algunos adornos que puedes usar son campanitas, estrellas y copos de nieve.

En el caso de los muebles color madera, te aconsejamos que te decantes por una opción más tradicional: el rojo y el dorado, acompañado de un toque natural de verde, le dará a tu salón el toque navideño por excelencia. Una buena idea es un centro de mesa con base de hojas de pino, con espumillón y bolas de navidad. La purpurina siempre en bienvenida.

 

Y sea cual sea la decoración que elijas, no olvides combinarla con la corona en la puerta, las luces y la estrella en lo alto del árbol. El salón quedará precioso y tus invitados, encantados.